Páginas

lunes, 11 de julio de 2016

5 RAZONES POR LAS CUALES SUBIR MONTAÑA ES EL MEJOR CROSS TRAINING


Son las 830am del Domingo, cargo en mi espalda (y en mis rodillas…) unos buenos 10 ó 12K y voy bajando de la Cota soñando con llegar a mi  casa para tomar el muy merecido 2do desayuno del día…es el premio que me doy luego de una semana intensa de trabajo, maternidad y entrenamiento. A lo lejos reconozco las siluetas del grupo…si son ellos. Me embargan sentimientos encontrados: “¿me escondo?, ¿Arranco a correr y les hago creer que todavía no he terminado? Pero quiero ir con ellos…quiero reírme con ellos, disfrutar de esa sensación tan sabrosa de pertenencia que me producen”…y sin darle más vuelta al asunto voy al encuentro con lo que hasta ahora ha sido para mí algo felizmente inevitable: subo el Ávila por la Julia en compañía de la linda gente de @trotalaurbina.
Una compañera cuando me ve indecisa suele darme el último empujoncito: “anda Suha…tu sabes que quieres ir”, otro me comenta con tono pícaro: “si de verdad no quieres ir con nosotros…vas a tener que salir a correr más temprano…para que no nos encontremos”. :-P

Evidentemente hay una gran, gran motivación por la presencia de mis compañeros, pero ¿qué es eso otro que me empuja a subir el Ávila aunque no tenga “planeado” hacerlo? Más allá de que sería un “pecado capital” tener tan cerca nuestra querida Montaña y no aprovechar la generosidad de sus trochas (fáciles y menos fáciles…hay para todos los gustos y condiciones físicas) y la hermosura de sus vistas, sospecho que debe haber algo más.
Leyendo por ahí, me dí cuenta que es muy común que los corredores suban montaña como Cross Training y me gustaron mucho las 5 simples razones que una ultramaratonista expuso en su Blog de Women´s running magazine. Se las dejo parafraseadas a continuación:

1.  Obtendrás un excelente entrenamiento cardiovascular y de fuerza que son de bajo impacto. Inclusive una subida corta te hace necesitar una mayor cantidad de aire. Si eres una corredora que no está acostumbrada al trail training, impulsar tu cuerpo hacia adelante en distintos ángulos de inclinación es la forma perfecta para despertar algunos músculos que habías olvidado que tenías, y también a tus pulmones.

2. Se pueden tomar fotos muy buenas en poses de Yoga trepada en alguna roca y con la ciudad de fondo… o simplemente sáltate lo de las fotos y sólo has Yoga. ;-).

3. Las vistas SIEMPRE valen la pena. El tesoro de éste planeta está ahí, frente a nosotros, aquí y ahora.
  
4.  El aire es increíble. Ya sea que estés en la cumbre de la montaña o rodeada de matorrales en medio de la trocha,  el aroma del eucalipto y otras plantas silvestres y fragantes que crecen en la montaña ¡es energizante!

5.  El sonido de la naturaleza, una quebradita, los animalitos escabulléndose por ahí, el hermoso canto de los pájaros, tus pies pisando hojitas y pateando las piedritas del camino, te recuerdan la más básica y visceral conexión que tenemos con ésta hermosa tierra.  



Seguramente hay cientos de razones por las cuales subir la montaña es perfecto para complementar nuestro entrenamiento como corredores… ¡comenten y compartan las suyas propias!

3 comentarios:

  1. La energía que nos da el cerro es incomparable. Gracias por el artículo Suhail.

    ResponderEliminar
  2. Divina la forma en que describen esta pasión por escalar el Avila, el tesoro de los caraqueños!

    ResponderEliminar
  3. Es cierto amiga Suha subir a nuestro cerro Avila es una sensación mágica y es por ello que a veces nos escapamos para poder vivir la maravillosa experiencia de estar en contacto con la naturaleza y cargarnos de esa energia positiva que nos rejuvenece.

    ResponderEliminar

Agradecemos tus comentarios, nos motivan a seguir adelante.