Páginas

lunes, 29 de agosto de 2016

4 RAZONES POR LAS CUALES LAS MADRES DEBEMOS CORRER


Luego de una semana no precisamente de descanso, regreso a éste maravilloso espacio que me brinda Trota la Urbina pero con un pequeño cambio, ya que para optimizar mi tiempo y evitar que se me quemen los 5 conejos que estoy asando, mis colaboraciones serán publicadas lunes y viernes, dejando libre los miércoles para que otro miembro del grupo se anime y haga su aporte al Blog de TLU :-)

No sólo el poder escribir en mi espacio favorito, sino mantener mi rutina de entrenamiento, se hizo muy difícil ésta semana (Sólo pude correr 2 días :-S), y la falta de ejercicio sumado con el stress del trabajo (aderezado por las laaaargas vacaciones que mi hijos están disfrutando) me hizo pensar en lo vital que se ha vuelto para mi correr desde que soy mamá.

Las mamás somos famosas por tener una lista épica de cosas pendientes que normalmente no nos incluye a nosotras mismas: Trabajo, citas,   diligencias, asuntos familiares… ¿Quién tiene tiempo para cuidarse? Aún y cuando sabes el gran beneficio que representa salir a correr, ¿quién no ha puesto eso en segundo lugar para atender algo o a alguien más importante? Pero para ser la mejor mamá corredora que puedas ser, de vez en cuando  tendrás que ponerte a ti misma primero y hacer tiempo para unos cuantos K. Por lo que agrega al menos 5K a esa lista de cosas pendientes y repite conmigo los siguientes 4 beneficios:

Tiempo para ti
Sí tienes niños pequeños probablemente no te acuerdes cuando fue la última vez que fuiste al baño sola, muchísimo menos tener una hora entera para ti. Pero trata de coordinar con alguien para que cuide a tu retoño(s) por un rato. Ejercitar por tu cuenta algunas veces a la semana te permitirá enfocarte verdaderamente en tu entrenamiento y eso puede ser transformador, tanto para tu estado físico como para tu salud mental.

Dormir bien
No hay nada más fastidioso para las madres de niños pequeños que escuchar el famoso “duerme cuando tu hij@ duerme”, ya que eso es más fácil de decir que de hacer, lo mejor y más real que puedes hacer para mejorar tu sueño es ejercitar. El ejercicio regular ha demostrado que mejora el sueño, así que mientras más K corras menos ovejitas tendrás que contar para quedarte dormida. Quizás no podrás incrementar la cantidad de tus horas de sueño, pero la calidad será mucho mejor.

Alivio del Stress
Hijos pequeños…resulta increíble cuanto terror puede estar empacado en una personita tan adorable:-) De hecho los hijos sin importar la edad, pueden ser una fuente de stress. Eso no se puede cambiar pero lo que sí se puede es la manera en la que lidias con el asunto. Correr es una excelente forma de liberar tención física y ansiedad emocional. Quizás no logres sacarte la canción de Peppa Pig de la cabeza pero al menos si podrás sacar el stress de tu cuerpo.


Inyección de Energía
Los niños traen a tu vida muchas cosas: alegría, orgullo y diversión, pero a cambio de eso te quitan tu energía. Toda tu energía.

Claro, una taza de café (ó 10) ayudan, pero para obtener energía duradera no hay nada que le gane a las endorfinas que generan un trote largo. Inclusive unos poquitos K te darán una significante recarga de energía que te ayudará a aguantar hasta la hora de dormir (de los niños). Si crees que estás muy cansada, sólo amárrate tus zapatos  y trota suavecito alrededor de tu cuadra, lo más seguro es que en pocos minutos te sentirás revitalizada y querrás seguir corriendo.

Seguro que pueden agregar muchísimos otros beneficios/razones por las cuales una madre debe correr, así que ¡Déjanos alguno que se me haya escapado abajo en la sección de comentarios! y también son bien recibidas las opiniones de los señores de la casa y en general de la fuerza masculina de TLU ;-)



Sí quieres leer (en inglés) el artículo en el que me inspiré haz click aquí.

1 comentario:

  1. Suhail excelente articulo, lo comparto completamente, felicitaciones dlb saludos Namaste

    ResponderEliminar

Agradecemos tus comentarios, nos motivan a seguir adelante.